Archive for the tag 'Bandolero Pasos Largos.'

NATURALISTAS EN LA SERRANÍA DE RONDA. Capítulo XIV. Francisco Molina. Frasquito el guarda “El guarda del pinsapar de la Sierra de las Nieves”.

Andrés Rodríguez González Febrero 14th, 2019

NATURALISTAS EN LA SERRANÍA DE RONDA.

Francisco Molina. Frasquito el guarda

“El  guarda del pinsapar de la Sierra de las Nieves”.

Promovido y organizado por la Asociación Senderista Pasos Largos, el seis de marzo 1997 se realizó un homenaje a Francisco Molina, popularmente conocido como Frasquito el guarda, un personaje fundamental en la conservación del pinsapar de los Montes de Propios de la Sierra de La Nieve, núcleo matriz del Parque Natural Sierra de Las Nieves.

¿Quien fue nuestro personaje?

“…Después de unas lomas entre 1.200 y 1.300 m. alt. y ya en la Sierra de La Nieve, entramos en la consocietas de Abies pinsapo casi tocando con la casita de Molina y choza, situadas junto a la fuente del Pinar. Aquí tiene Frasquito el entusiasta guardador del pinsapar un reducido albergue que él se ha construido para protegerse de las  inclemencias de la Naturaleza durante el desempeño de su misión (Depende de Guardería Forestal del Cuerpo de Montes. Hace ya tiempo que una sociedad y elementos culturales de Málaga se interesan por que el pinsapar sea declarado Parque Nacional. Pero nada se ha conseguido todavía).

Es Francisco un hombre franco, cordial y entendido, muy amante de sus pinsapos como admirador de su mérito; nos atendió admirablemente y debo advertir que no hay necesidad de recomendación para ello, pues le basta saber que uno se interesa por los pinsapos para que le sirva y atienda y le colme de atenciones. Molina conocía muy bien a Gros a quien había acompañado años atrás en la búsqueda de Atropa baetica por estas sierras…”.

Con estas palabras describía José Cuatrecasas en 1930 su encuentro con Frasquito Molina,  nuestro personaje,  en un artículo titulado  “Una visita al pinsapar de Sierra de la Nieve”,  publicado en el Butleti del Institució Catalana d´Historia Natural, 2ª serie; Barcelona.

Otros autores y viajeros también conocieron y estimaron la compañía de Frasquito.

En Mayo de 1.917 Fernando de los Ríos hizo una excursión de Málaga a Ronda con su amigo Pablo de Azcarate quien tuvo el acierto de tomar notas detalladas del itinerario, notas  que  fueron  publicadas  en  la revista Javega en 1.981. El autor hace una pequeña introducción en la que entre otras cosas dice:  “Hace algún tiempo encontré entre mis papeles  un  viejo cuaderno con mis notas sobre la excursión que hice  acompañando a Fernando de los Ríos en el mes de Mayo de 1.917, por lo que estoy tentado a llamar “su” Serranía de Ronda; tal era la emoción y el amor con que contemplaba aquellas lomas y barrancos y conversaba con aquellos solemnes y sentenciosos campesinos”.

El relato contiene  jugosos contenidos, desde la descripción de las tres horas de camino que tardaron entre Fuengirola y Marbella o el resumen detallado del presupuesto anual de Parauta (12.560 pts).

Tomamos textualmente la descripción de la subida al Torrecilla que realizaron el día 27 de Mayo. Dice así: “Excursión a la sierra de Tolox para subir a la Torrecilla, lo más alto de la Serranía: 1.918 metros (según Orueta), y a la vuelta ver el pinsapal. Salimos del cortijo a las siete de la mañana; es necesario llevar un buen guía; los caminos son terribles; no viéndolo no se creería que por ellos se pueda ir a caballo. Desde el primer alto intentamos ver cabras monteses sin conseguirlo. Después, a la izquierda vista de  Ronda. Se atraviesan una especie de hoyas que recuerdan a los puertos de Peña Ubiña en la montaña de León. Por allí encontramos al guarda del pinsapar, un viejo muy templado y famoso que nos acompañó todo el día, y algún pastor de los rebaños de ovejas que por allí abundan”.

Efectivamente Frasquito era un entusiasta guarda del pinsapar, estimado por los botánicos por su amabilidad, atención, dedicación y entendimiento del tema; pero también por la gente del pueblo en Ronda. Según cuentan sus familiares más directos, dos ancianos sobrinos José y Miguel Molina González, Frasquito recogía leña para traerla al asilo de ancianos de Ronda, ciudad en la que vivía (Calle Real 11) y donde bajaba una vez a la semana.

Frasquito Molina García tenía 11 hermanos, él hacía el cuarto de mayor edad, estuvo de guarda unos 50 años sí contamos los anteriores y posteriores a la Guerra Civil. Con su caballo de nombre “Picuo” y su perro setter ingles llamado “Yanqui” cuidaba el pinsapar bajo las ordenes del ingeniero jefe D. Eladio Caro. Persona querida y respetada por todos desde  los bandoleros Flores Arrocha y Pasos Largos con los que convivió en la zona, los botánicos y viajeros que pasaron por el pinsapar de Ronda y la gente del pueblo llano, buena prueba de ello es que lo mantuvieron en su puesto una vez superado el terrible drama de la Guerra Civil española.

Aún se conserva la “Fuente  de Molina” (fuente del Pinar), junto a la que tenía la choza; en un enorme pinsapo seco se construyó un asiento a modo de mirador y las raíces descarnadas de otro servían para  casa a su perro “Yanqui”. La fuente no está lejos del actual refugio de Quejigales, junto al camino que conduce al pinsapar de la “cañada de Las Animas”.

Un hermano de Frasquito, de nombre Cristóbal, fue el primer guarda de la Alameda de Ronda, a éste le siguió en el cargo su hijo.

Gracias a la amabilidad de sus dos sobrinos, nonagenarios pero con buena memoria y salud, hemos podido recopilar algunos de  estos datos. Desde aquí nuestro agradecimiento.

Las fotos antiguas las ha cedido para su publicación Rafael Flores, a quien agradezco el detalle. También que me haya permitido usar el texto anterior que elaboramos los dos y utilizamos como memoria informativa para pedir a la Delegación Provincial de Medio Ambiente la realización de un homenaje y colocación de una placa conmemorativa a Francisco Molina.

Bibliografía

CUATRECASAS ARUMI, JOSEP, “Una vista al Pinsapar de la Sierra de La Nieve”, Butleti Institucío Catalana d´Historia Natural 2ª Serie 10,  1930, Pp. 65- 67.

FLORES DOMINGUEZ, RAFAEL y RODRIGUEZ GONZALEZ ANDRÉS, La Sierra de las Nieves. Guía del Excursionista, Ronda, Editorial La Serranía, 2005.

PAISAJES DE LA SERRANIA DE RONDA: Cortijo de El Palancar

Andrés Rodríguez González Julio 12th, 2017

PAISAJES DE LA SERRANIA DE RONDA.
Cortijo de El Palancar

Uno de los últimos cortijos activos de la Serranía de Ronda, se encuentra actualmente abandonado y, poco a poco, se va notando que el paso del tiempo ocasiona su paulatino deterioro, así,  parte de la techumbre se ha caído y el horno situado en la misma puerta tiene grandes grietas que indican su inminente ruina.
Cuentan que cuando el bandolero Pasos Largos estaba perseguido por la guardia civil se refugió una noche en El Palancar, concretamente en el pajar del cortijo; también allí estaba pasando la noche una pareja de civiles, avisados los cortijeros con una seña ya convenida entre ellos y el bandolero de su presencia, le comunicaron que la guardia civil estaba en el cortijo y le invitaron a marcharse por su propia seguridad, el bandolero no hizo caso a las recomendaciones de los cortijeros y pasó la noche en el pajar del cortijo, pared con pared con sus perseguidores, con buen criterio pensó que en el cortijo tenía la máxima seguridad y que nunca lo buscarían. Como así fue.

PAISAJE DE LA SERRANÍA DE RONDA: Foto del levantamiento del cadaver del bandolero Pasoslargos

Andrés Rodríguez González Febrero 5th, 2017

PAISAJE DE LA SERRANÍA DE RONDA
Foto del levantamiento del cadaver del bandolero Pasoslargos


De nombre Juan José Mingolla Gallardo, fue siempre un ser huraño y solitario. El padre de mi amigo Andrés Albarracin, de nombre Antonio Albarracin Durán, me pasó esta foto hace varios años, su padre (abuelo por tanto de mi amigo Andrés), de nombre Andrés Albarracín Molina, era taxista y llevó al juez de Ronda, D. Miguel Carbonell y el médico forense D. Vicente Narvaez para que hicieran el “levantamiento del cadaver” hasta el cortijo de la Breña, cuyas ruinas aún pueden verse cerca del Puerto del Viento, allí se concentraron varios coches con los “notables” de la ciudad y otros curiosos. Hasta el cortijo de La Breña sacó el cadaver a lomos de su mulo un pastor de Cuevas del Becerro, llamado Manuel Torres, de apodo “Manuel Galán” desde la Covacha de Sopalmito, cerca del cortijo de Lifa, donde había muerto en un enfrentamiento con la guardia civil, aunque Manuel Galán y otros muchos siempre defendieron la teoría de que lo mato un rampero furtivo para congraciarse con la guardía civil. En el momento de su muerte Pasoslargos no tenía cuentas pendientes con la justicia puesto que había sido indultado de sus delitos por el gobierno de la república. Los guardías civiles y el comandante de puesto de Ronda fueron condecorados. Pasoslargos vivio sus últimos años como siempre quiso vivir, solo, en el monte, furtiveando.
Andrés Albarracín Molina es el primero que se ve por la izquierda de la foto. Más información en el libro de mi querido amigo Isidro García Ciguenza titulado Bandoleros en la Serranía de Ronda.

PAISAJES DE LA SERRANÍA DE RONDA Puerto del Viento, (1.190 metros de altitud sobre el nivel del mar). Serranía de Ronda.

Andrés Rodríguez González Septiembre 13th, 2016

PAISAJES DE LA SERRANÍA DE RONDA: Puerto de El Viento

Puerto del Viento, (1.190 metros de altitud sobre el nivel del mar). Serranía de Ronda.
Separa la Meseta de Ronda de la cuenca hidrográfica del Río Turón. A la derecha de la foto, el pico de El Viento, a la izquierda, el Cancho La Pepa. Nudo importante de comunicaciones ya que por allí pasaba el camino que comunicaba Málaga y el Valle del Guadalhorce con Ronda y la Serranía. Quedan retazos de ese camino en el Puerto de Los Empedraos, donde nació el bandolero Pasos Largos y desde La Añoreta y el Boquete de Roque hasta el pueblo de El Burgo. Zona usada desde tiempos prehistóricos, existen restos de Dolmenes y pinturas en las covachas de la zona (curiosamente una de ellas representa un barco), también restos de un Miliario romano, de tiempos más recientes también existen huellas, como las ruinas del cortijo de La Breña, donde sacaron el cadáver tiroteado por la guardia civil después de muerto de Pasos Largos (pero esa es otra historia que otro día contaré), y más reciente aún restos de trincheras de la Guerra Civil.

PILARES, FUENTES Y ALBERCAS DE LA SERRANIA DE RONDA:Pilar de La Alberquilla.

Andrés Rodríguez González Febrero 15th, 2016

PILARES, FUENTES Y ALBERCAS DE LA SERRANIA DE RONDA
Con Juan Castaño
Pilar de La Alberquilla.

Situado en las coordenadas
36.793948
-5.024728
Se encuentra muy cerca del antiguo camino de Ronda a El Burgo. Una vez pasado el Puerto del Viento el camino discurre paralelo a la carretera hasta llegar a un pequeño puente, una vez superado, por la izquierda de la carretera se inicia el carril de entrada al cortijo de El Nogal y por la derecha el antiguo camino inicia una suave subida hasta el puerto de Los Empedraos. Al principio el camino está apenas señalado con unas gruesas piedras, pero después lo encontramos perfectamente marcado, empedrado, con vierteaguas para evitar la erosión y piedras colocadas verticalmente en los laterales para protegerlo, si lo seguimos en su zigzagueante ascenso, justo cuando gira a la izquierda para coronar el puerto de Los Empedraos, existe una vereda a la derecha que en apenas cien metros, en una ladera rocosa se encuentra el Pilar de La Alberquilla. Construido con caliza marmolizada extraida junto al pilar, presenta siempre agua y está en uso cuidado y protegido por los cabreos para que por la prte superior no le caigan piedras ni tierra, para ello han colocado abundante matorral para evitar que por esa parte accedan las ovejas y cabras hasta sus limpias y frías aguas.
Si seguimos el camino principal, en unos doscientos metros llegaríamos a las ruinas de dos construcciones hechas con piedra seca, son los restos del Ventorrillo del Puerto de Los Empedraos, donde vivió su infancia Juan José Mingolla Gallardo, más conocido como Pasos Largos, el último bandolero de la Serranía de Ronda. Aquí, en estos duros y ásperos pedregales, en estas soledades tan sólo rotas por el paso de escasos arrieros y trapicheantes, se forjo la uraña personalidad de Pasos Largos, sin duda, su destino quedó marcado para siempre.

21 Paisaje de la Serranía de Ronda: Peñón del Mures

Andrés Rodríguez González Agosto 10th, 2013

21 Paisaje de la Serranía de Ronda:

Peñón del  Mures

Con Vicente Astete

Es un cerro muy característico y conocido por pasar por una de sus laderas la carretera entre Ronda y Sevilla, aprovecha un barranco encajonado de bella factura que ha formado el arroyo del Cupil, tapizado de un hermoso quejigal. Por la otra ladera discurre un precioso camino que permite ir desde Ronda hasta la espectacular Cueva de Hundidero.

Se ha confundido el  Peñón de Mures con el Cerro del Mures que es el que se sube de la Escarihuela, donde está el índice geodésico.

Las coordenadas del Peñón de Mures son

36º45´28´´N

5º13´43´´O

Su Elevación es de 835 metros.

En la parte superior del Peñón presenta un bosquete de cornicabras muy bien conservado. En sus cortados anidaban hasta hace pocos años buitres y otras rapaces. En la ladera orientada hacia Ronda fue herido el bandolero Pasos Largos en un enfrentamiento con la guardia civil, las heridas de bala junto a las que se produjo en su huida entre los pedregales, motivaron su entrega en Ronda al día siguiente.

Ruta de La Fuensanta al Peñón de Ronda

Andrés Rodríguez González Febrero 17th, 2008

 Andrés Rodríguez González. Se propone la realización de una ruta de unos 12 Kms. de distancia, al discurrir en gran parte por carril no presenta grandes dificultades de realización. Cortijo de El Palancar, al fondo el pico del Viento

Se recomienda llevar bocadillos y agua.

 La Fuensanta se encuentra a casi 5 Kms de El Burgo, (son 3 kms de carril más  casi 2 Kms de carretera); es un antiguo molino que se alimentaba de un magnífico manantial situado detrás del molino, en tiempos lejanos funcionó como refugio y junto a él, en la chopaleda, existía también un Área de Acampada. Es digno de realizar una parada y disfrutar del entorno. Andando también podríamos llegar a La Fuensanta por otro camino, desde el pueblo, cuando cruzamos el río de El Burgo sale un camino a la derecha que no es el nuestro, sino otro a continuación que también parte por la derecha, el llamado Camino del Convento. Desde La Fuensanta iniciamos la marcha por el carril en dirección oeste, en suave ascenso entre pinares de repoblación y escasas encinas, un crucero de piedra marca un camino a la derecha que no debemos tomar, continuamos por el carril principal, a la izquierda queda el Cortijo de La Regertilla, algo más de 3 Kms adelante el carril se bifurca en dos, como referencia sirva que existe otro crucero de piedra de imitación románica, por la derecha sería el camino que por el Puerto de La Mujer lleva a el Río de El Burgo, una ruta  ya conocida por nosotros, por ahora continuamos por el carril de la izquierda que nos lleva hacia el Area Recreativa de Los Sauces, poco más adelante un arroyo cruza el camino como referencia de que vamos bien nos pueden servir las curiosas formas que presentan los pliegues de las rocas, en época de lluvias se forma una preciosa cascada llamada Chorrera de Los Perdigones.Continuamos ascendiendo por el carril hasta llegar a un pequeño llano donde encontramos otro crucero de piedra, entonces el camino se abre en trés. Nuestro recorrido es tomar el primero por la derecha que se dirige al cortijo de El Palancar y el Peñón de Ronda, por el camino del centro bajariamos hasta el Área Recreativa de Los Sauces, allí se encuentra la tapia y la cancela  que da acceso al Convento de Las Nieves, al ser propiedad privada es necesario un permiso para poder acceder a él. Del Área Recreativa de Los Sauces parten diferentes caminos hacia el pinsapar, que ya recorreremos en otras rutas. Desde La Fuensanta hasta Los Sauces hay unos 7 Kms. Continuamos ascendiendo por el carril que tomamos a la derecha, entre la repoblación de pinos se presentan algunos quejigos y encinas, desde hace un tiempo se están clareando los pinos y sembrando encinas, cuando hemos andado unos dos Kms encontramos una cadena que corta el carril y un indicador de que entramos en Parque Natural. El carril continua bien marcado pero los pinos empiezan a desaparecer y son más frecuentes las encinas, poco más de medio Kms de ascenso nos deja en el Cortijo del Palancar. Actualmente abandonado se va notando el paso del tiempo, parte de la techumbre se ha caído y el horno situado en la misma puerta tiene grandes grietas que indican su inminente ruina. Cuentan que cuando el bandolero Pasos Largos estaba perseguido por la guardia civil se refugio una noche en el Palancar, también allí estaba pasando la noche una pareja de civiles, avisados los cortijeros con una seña por el bandolero se su presencia, le comunicaron que la guardia civil estaba en el cortijo y le invitaron a marcharse por su propia seguridad, el bandolero no hizo caso a las recomendaciones de los cortijeros y paso la noche en los establos del cortijo, pared con pared con sus perseguidores, con buen criterio pensó que en el establo nunca lo buscarían. Unos metros antes del cortijo del Palancar parte una vereda que asciende por la ladera entre las cada vez más escasas encinas, la mole rocosa va quedando a la izquierda según ascendemos, los terrenos cada vez están más deforestados, prueba del intenso pastoreo que durante siglos han sufrido estas tierras. Un Km más adelante del Palancar encontramos una cancela en una alambrada, (no olvidemos que siempre las hemos de dejar cerradas), entramos en terrenos del Peñón de Ronda. Escasas matas de aulagas y algunos afloramientos de agua nos llevan en apenas un Km de llaneo hasta el Cortijo del Peñón de Ronda.