Archive for the tag 'planta culinaria'

PLANTAS DE LA SERRANIA DE RONDA ZAMARILLA, POLEO MONTANO

Andrés Rodríguez González Enero 3rd, 2020

PLANTAS DE LA SERRANIA DE RONDA

AMARILLA, POLEO MONTANO Teucrium polium

Es una pequeña mata o hierba con flores blanquecinas o rosas.

Se puede considerar como un arbusto enano que muy raramente alcanza el medio metro de alto, tiene olor aromático. Es muy característico el que toda la planta está cubierta de una más o menos densa pubescencia blanca, verde o amarillenta. Tiene hojas opuestas, muy cortamente pecioladas, de forma oblonga hasta estrechamente oval, de entre 7 a 27 mm de largo con incisiones en el margen, a veces planas o enrolladas.

Posee inflorescencias en grupos casi redondas. .

Es oriundo de Oriente Medio y el Mediterráneo.

En co0ndiciones naturales vive en lugares secos y zonas de praderas.

Sus flores y sus hojas se utilizan para cocinar y para la medicina, particularmente para el tratamiento de dolencias estomacales. También ha mostrado ciertas posibilidades en el tratamiento del dolor. En la medicina tradicional persa el poleo montano se utiliza como un antibacteriano, antiinflamatorio, antidiarreico, antihipertensivo, contra la diabetes y como agente anticonvulsivo. Se debe ser cauteloso con el uso de esta hierba por su toxicidad hepática y renal conocida.

El nombre del género Teucrium deriva del Griego y luego el Latín teucri y teucrion.  Hay otras interpretaciones que derivan el nombre de Teucri de los troyanos, pues Teucro fue el antepasado legendario de los troyanos, por lo que estos últimos a menudo son llamados teucrios. Pero también Teucrium podría referirse a Teucro que lucho contra Troya durante la guerra del mismo nombre. La palabra polium es griega y designa esta especie.

Existen varias subespecies.

Bibliografía

https://es.wikipedia.org/

PLANTAS DE LA SERRANIA DE RONDA: RUDA.

Andrés Rodríguez González Diciembre 20th, 2019

PLANTAS DE LA SERRANIA DE RONDA

RUDA. Ruta graveolens

El género Ruda abarca un grupo de plantas arbustivas perennes con una amplia variedad de especies. Estos arbustos son de pequeño tamaño, sobre los 70 cm de altura pudiendo llegar a medir 100 cm como máximo. Sus tallos son duros y según la especie que sea están más o menos ramificados.

La ruda vive durante muchos años. Se ha usado desde la antigüedad para tratar afecciones. Originaria de Europa, la ruda se encuentra principalmente en Francia, España y el norte de África, así como en gran parte de América; se desarrolla sobre todo en tierra seca, en climas templados a templados fríos, y se cultiva como planta de jardín.

Son muy características sus hojas que tienen un aspecto correoso de color verde o azulado, tienen los pecíolos ramificados en otros más pequeños, precisamente son ellas las que contienen la mayoría de aceites esenciales y principios activos. Florece en primavera-verano con unas pequeñas flores que crecen agrupadas en inflorescencias o ramilletes, tienen entre cuatro y cinco pétalos y son de un color amarillo intenso. Sus flores forman vistosos ramilletes de color amarillo limón. Fruto en forma de ciruela es una cápsula con múltiples semillas uniformes de color negro, portadoras de la droga que en la India llaman harmala. Toda la planta desprende un olor muy característico que no resulta agradable para todo el mundo.

Es una planta muy sencilla de cultivar y de mantener. Es resistente, longeva, de exterior, requiere mucha luz solar para desarrollarse, pero mejor si no es directa, es resistente al frío pero no tolera las heladas, por lo que es recomendable resguardarla del frío extremo, necesita espacio por lo que aconseja sembrarla en una zona en la que pueda crecer libremente y que no sufra los efectos del viento. No necesita regarse con moderación, aguanta bien la sequía. Tampoco es exigente con el sustrato, de hecho, es capaz de enraizar y crecer en suelo pobre. Se puede reproducir mediante semillas o a partir de esquejes. Además, es muy resiste al ataque de plagas y enfermedades.

Las propiedades más destacadas de la ruda son que tonifica las arterias y normaliza el flujo de sangre, ejerce un efecto relajante si se toma como infusión, estimula la función biliar y se emplea para tratar afecciones de la piel como por ejemplo la inflamación, la psoriasis o eczemas. Además tiene sus usos en cocina, aunque posee un sabor un tanto amargo, se ha usado desde hace muchos años como especia o para la elaboración de bebidas alcohólicas.

Ha sido utilizada popularmente en el tratamiento de las enfermedades nerviosas, por qué dicen que calma la ansiedad, también para quitar la jaqueca se hace una infusión caliente con un poco de ruda y flores de manzanilla. Las hojas masticadas alivian el dolor de cabeza provocado por tensión y ansiedad.

Como pasa con muchas plantas, pese a tener propiedades beneficiosas para la salud, también tiene contraindicaciones. Es una planta tóxica, por lo tanto se recomienda tener cuidado con su manejo y no mezclarla con otras plantas. Por tanto, antes de consumirla, pregunta a un profesional. Nunca usarla para niños ni embarazadas. Cuando la ruda no se administra correctamente pueden presentarse hemorragias, confusión mental, problemas digestivos, náuseas, dolor de estómago, diarrea, dolor de cabeza, paro cardiorrespiratorio y muerte por dosis fuertes. El manejo continuo de las hojas con las manos puede producir ampollas en la piel por el efecto rubefaciente. La manipulación del polen también provoca trastornos dérmicos. Nunca tocar las musosas después de haber manipulado la planta. En dosis excesivas sus propiedades producen lesiones en la piel, manchas, prurito y fiebre. En caso de ingestión o mal uso es necesario la ntervención médica especializada de urgencia, con lavado de estómago, respiración artificial, reanimación cardiopulmonar y hospitalización.

La ruda fue muy importante en la antigüedad. Popularmente se le achacan una gran cantidad de poderes de lo más curioso. Según el Evangelio de San Lucas, se usaba en ceremonias y rituales. Los romanos tenían a esta planta en gran estima, y Plinio el Viejo la recomendaba para preservar la vista. En la Edad Media la gente de buena posición no salía a la calle sin llevar en la mano un ramito de ruda para que no se le subieran los piojos de los mendigos; a su vez, los herbolarios de los siglos XVI y XVII la usaban como antídoto contra el veneno de hongos, serpientes y otros animales ponzoñosos, y por su fuerte olor tenía fama de mantener a raya las plagas y las pestilencias. En el siglo XVIII se ponían ramos de ruda en las salas de justicia con el fin de ahuyentar los gérmenes y parásitos de los reos, y durante un tiempo los ramos de ruda se usaban en las iglesias para rociar el agua bendita.

La ruda fue llamada “la planta del perdón”, porque decían que quien la toma perdona las traiciones y los malos sentimientos. Los chinos también le adjudicaron características benéficas. La usaban para contrarrestar las fiebres palúdicas y los malos pensamientos. Para los magos celtas la ruda era una verdadera defensa contra hechizos y trabajos maléficos. Solían usarla para las bendiciones y la sanación de los enfermos. Y ese mismo carácter sagrado tuvo para los egipcios, hebreos y caldeos, quienes afirmaban que la planta de ruda era un don de los dioses. En América, los indígenas agregaban esta hierba en sus hechizos de amor. Aseguraban, además, a las enamoradas, que con apenas exponer unas pocas ramas a la luz de la Luna y después entregárselas a sus amados, conseguirían conquistar el corazón del ser querido. Popularmente, se usa con otras plantas para prevenir el “mal de ojo” y en las “limpias espirituales”. La ruda es conocida como una de las plantas mágicas más poderosas, siendo muy utilizada desde la antigüedad como protectora contra todo daño, ataques psíquicos, envidia, trabajos de magia etc. Su uso también es muy popular como elemento de “corte” de trabajos de magia amorosa negativa.

Bibliografía

https://www.infomistico.com/

https://www.todohusqvarna.com/

Hinojo

Andrés Rodríguez González Noviembre 11th, 2010

Hinojo
Esta planta es la familia de las Umbelíferas. Crece en climas templados, secos incluso pedregosos. También se la denomina popularmente como hinojo salvaje, hinojo vulgar, inojo, perejil de gitano y sinojo. De nombre científico Foeniculum vulgare, es la única especie del género Foeniculum.


Se encuentra distribuida por las zonas templadas de todo el mundo, aunque se la puede considerar nativa de  la parte meridional de Europa, sobre todo de la costa mediterránea, donde crece en estado silvestre. Existen datos históricos que ya se cultivaba en época de Carlomagno.
Es una Hierba perenne y sumamente aromática, cultivada para su amplio empleo en gastronomía. Tiene un porte erecto y puede alcanzar hasta dos metros de altura. Sus hojas son de color verde intenso, largas y delgadas, acabando en segmentos en forma de aguja, que se endurecen exteriormente en el verano para evitar la pérdida de agua. Presenta flores en ramilletes de 20 a 50 florecillas sobre unos pedúnculos cortos.
Es muy común en los bordes de los caminos en los alrededores de Ronda. Se utiliza ampliamente, los tallos y las hojas picados como hierba aromática, las semillas como Especia y el bulbo como Hortaliza. Las hojas se echaban a los caldos poara darle sabor. De las semillas se obtiene también un aceite esencial. Las semillas se usan secas y se combinan con una serie de platos como, tartas, panes y pasteles, Curries (en este caso se muelen) y pescados, especialmente caballa y salmón. Los bulbos se utilizan como ingrediente de numerosas recetas haciendo los platos más fáciles de digerir. Se ha utilizado tradicionalmente en la cocina de Andalucía, sobre todo en Encurtidos, Aliños y Salsas, ya que aporta un típico aroma parecido al de la Menta. En la Serranía de Ronda se utiliza mucho para aderezar aceitunas, también se comen los tallos crudos. En Galicia es tradicional el uso de la planta seca para aromatizar las castañas cocidas, que se comen en el otoño.
También se le puede dar un uso externo para aliviar las irritaciones de los ojos cansados y la Conjuntivitis. Para ello se exprime la planta tierna y se aplica con una gasa un poco de jugo sobre los ojos. Otro método es el de cocer una cucharada de semillas en 300 ml de agua. Hervir durante cinco minutos, filtrar, dejar enfriar y usar para lavar los ojos dos o tres veces al día. En los estados andinos de América del Sur se prepara de modo artesanal una bebida de esta planta denominada “Miche andino”.
En herboristerias es considerada una planta con propiedades diuréticas. Sus Componentes Activos son anetol, sales minerales y vitaminas. También se ha utilizado en catarros, dolor de garganta, asma, bronquitis, indigestión, cólicos (sobre todo en niños), como antiflatulento y favorecedor  del aumento de leche en la lactancia.


Está contraindicado su uso en el embarazo, lactancia, epilepsia y enfermedad de Parkinson. A dosis superiores a 1 ml de aceite esencial, puede causar problemas de toxicidad sobre el Sistema Nervioso Central con convulsiones y alucinaciones. Se han realizado experimentos en laboratorio con extracto acuoso liofilizado hervido de hojas de hinojo a los que se les ha apreciado un efecto moderadamente hipotensor.