Archive for the tag 'Asparagus officinalis'

PLANTAS DE LA SERRANIA DE RONDA: Espárrago, Esparraguera.

Andrés Rodríguez González Abril 8th, 2019

PLANTAS DE LA SERRANIA DE RONDA

Espárrago, Esparraguera.  Asparagus officinalis

Planta herbácea perenne perteneciente a la familia Asparagaceae. Su follaje es muy ramificado y aspecto plumoso. En cultivo la planta dura de ocho a diez años.

La planta de espárrago está formada por tallos aéreos ramificados y una parte subterránea constituida por raíces y yemas, que es lo que se denomina comúnmente “garra”. Las hojas están reducidas a escamas, con ramificaciones filiformes verdes en su base. Estas ramificaciones alcanzan los 25 mm de largo. La floración se produce a partir de junio. Las flores son pequeñas, campanuladas, pedunculadas, se distribuyen en parejas o son solitarias. Las flores masculinas y femeninas se encuentran en plantas diferentes. En sus raíces que son carnosas, largas y cilíndricas acumulan las sustancias de reserva que ha de utilizar en la primavera siguiente para la formación de los brotes comestibles conocidos como “espárragos”.

En la Serranía de Ronda abunda en zonas de matorral, encinares y zonas rocosas de la Serranía de Ronda.

En algunos lugares se cultivan variedades derivadas casi todas ellas del espárrago “Precoz de Aranjuez”, pero son cultivos muy exigentes en mano de obra y escaso rendimiento por lo que es una verdura de precio muy alto; por ello, interesa producirlo en jardín propio, cuando se dispone de espacio suficiente o recogerlo en el campo, la mejor época es en primavera después de las lluvias cuando el sol proporciona unas temperaturas adecuadas.

El espárrago se puede cultivar en la mayoría de los terrenos, con excepción de los demasiado compactos o demasiado húmedos; prefiere suelos ligeros, arenosos, cuyo subsuelo conserve a pesar de todo un cierto frescor durante el verano. Los suelos con estiércol bien descompuesto aplicado antes de la preparación, dan resultades excelentes. La esparraguera establecida en buenas condiciones, puede durar una docena de años.

La palabra espárrago procede del latín  “sparagus” y deriva a su vez del griego “aspharagos o asparagos”. Ha sido usado desde tiempos muy antiguos como verdura culinaria, debido a su delicado sabor y a sus propiedades diuréticas.

El espárrago blanco se obtiene al evitar la exposición de las plantas a la luz mientras crecen. El espárrago morado es diferente a las variedades verdes o blancas, se caracteriza principalmente por un alto contenido en azúcar y bajos niveles de fibra. Fue originalmente cultivado en Italia.

El espárrago silvestre, popularmente conocido como espárrago triguero, se usa en el Mediterráneo como seto para delimitar las parcelas aprovechando sus hojas en forma de pinchos desagradables y para obtener las “puntas de espárrago” como alimento. Las plantas arden con facilidad, incluso en épocas de lluvias, y los agricultores suelen quemarlas intencionadamente para provocar la salida de nuevos brotes.

Cuando se cultiva, las jóvenes garras destinadas a la plantación se obtienen por siembra de semilla en vivero, en pequeños surcos, en abril; generalmente, la pequeña cantidad de garras necesarias en un jardín familiar se consiguen de un productor profesional; se usan garras de un año, sanas y vigorosas, con raíces fuertes y con yemas bien aparentes y que no se secan por una exposición prolongada al aire.

Bibliografía

https://www.guiaverde.com

wikipedia